Menu

ENGL Gigmaster 15 Combo E310. Calidad/peso/precio

La vida de los músicos está siempre llena de cruces de caminos…Uno de ellos es cargar lo menos posible, sin renunciar a un gran sonido. Por supuesto, depende de cuál sea la circunstancia; es decir, si estás en una mega gira con tres backliners para ti, que te montan todo y te encuentras todo preparado cuando llegas, la elección del equipo será estructuralmente tímbrica. Esto significa que, si suena espectacular y encaja con el repertorio, decidiremos usarlo…De esta forma, el peso y el trasporte dejarán de ser una preocupación. Sin embargo, si te encuentras en una situación en la que tienes que cargar, montar, tocar y recoger, el sonido no va a ser el único valor a considerar, ya que deberás pensar también en el transporte. Es entonces cuando debemos tener en cuenta los amplificadores pequeños que pesan poco, pero rinden al 110%. Este es el caso de nuestro pequeño pero gran personaje de hoy, el Gigmaster 15W combo E310 de Engl junto con su primo de 30W, los cuales nos permitirán vivir con tranquilad el transporte, pero que además, plantarán cara a cualquier amplificador potente.

Introducción
Por todos son conocidos los amplificadores Engl…Seguramente, en algún momento de tu vida te los habrás encontrado, ya sea el mítico Screamer, o el signature de Blackmore. Asimismo, en alguna que otra sala de conciertos te lo puedes encontrar como amplificador base de la propia sala, o también puede estar disponible en diferentes locales por horas. Sin embargo, para aquéllos que no los conocen de antemano, o que sí los conocen pero quieren saber cuáles son los nuevos productos de la compañía, vamos a dar un paseo rápido por la marca. La empresa se encuentra afincada en Alemania y es allí donde empieza a crecer y comienza a producir amplificadores/cabinets/previos/etc. dando la vuelta al mundo.

Algunos de sus amplificadores míticos son: El Powerball, el Screamer o el Savage. Sin embargo, es en los modelos signature donde encontramos un catálogo más extenso e interesante. Guitarristas como Steve Morse, Richie Blackmore, o Victor Smolski, poseen su amplificador fabricado en función de las especificaciones que dichos artistas han puesto en común con los desarrolladores. Actualmente, la empresa ha comenzado a entrar en el mundo de los amplificadores reducidos de pocos watios pero con calidad. Esto nos lleva hoy a entrevistar a los hijos pequeños de la marca, como es la sección Gigmaster.

¿Cómo son? ¿ Qué tienen?
Vamos a empezar a comentar cómo son los amplificadores desde el punto de vista de la construcción y qué características poseen. Estamos hablando de los dos hermanos pequeños: el de 15w y el de 30w, aunque nos centremos algo más en el de 15w, del que muchas cosas son extensibles al de 30w.

Cuando tienes el ampli en tus manos, observas que es compacto, muy pequeño y sobre todo muy, pero que muy manejable. No tiene un peso realmente traumático, y ofrece una sensación de seguridad y fortaleza…Probablemente, si lo tiras desde un segundo piso, se romperá antes la acera que la máquina.

La rejilla de metal, marca de la casa, le da un aspecto completamente rudo y armado, y hace que aguante perfectamente los golpes en la furgoneta de turno con el resto del equipo de backline. Además, puedes ver cuatro tornillos potentes soportando la rejilla, dando así un aspecto aún más rígido. Se pone de manifiesto así que no vas a necesitar prácticamente flight case para darle su uso adecuado.

Pero ¿qué tiene dentro este amplificador? Una de las cuestiones que siempre nos planteamos en los amplis, es qué válvulas lleva, ya que gran parte del sonido procede de ahí. En nuestro caso tiene que venir con algo no demasiado grande ya que el recinto es pequeño. Respecto a la etapa, nos proporciona dos EL84 en pentodo y en el previo nos trae ECC83, ofreciéndonos ese sonido característico sobre todo en los semisaturados. El 'bicho’ viene divido en dos canales, uno limpio y otro saturado, sin contar todas las modificaciones que puedes hacer con los diferentes switch que te proporciona el panel frontal. Pasemos a describirlo para empezar a desmembrar el ampli a nuestros invitados:

Input Gain: Ganancia de entrada que es común para ambos canales. Aquí comenzamos con muchas cuestiones a tener en cuenta, ya que al ser amplificadores con poca potencia, debemos ser muy cuidadosos en el aspecto de cómo posicionar la cantidad de ganancia de entrada que tenemos, para así hacer sonar más o menos saturado.

Lead Drive: Este control funciona para el segundo canal, el canal lead que se encuentra saturado, y por tanto, junto con la ganancia de entrada te permitirá conseguir sonidos más o menos saturados o limpios.

Bass/Middle/Treeble: El amplificador posee un ecualizador a tres bandas, que comporta los dos canales. De esta forma, hay que tener presente el sonido principal que queremos y a partir de ahí, trabajar hacia la saturación o un sonido más limpio.

Lead Volume: Este control te permite manejar el volumen del canal saturado o lead. En ese caso debemos plantearnos cuánto queremos de lead volumen y cuánto hemos asignado de lead drive, así como de input gain. Por tanto, tendremos que tener en cuenta la relación de los tres elementos en cadena. Cabe destacar que el volumen se encuentra pre loop, lo que hace que afecte a la cadena de efectos que pongamos en el loop.

Mid Boost: Aquí nos encontramos ante un switch que se caracteriza por asignar un boost a ambos canales. Aumenta por tanto la señal y la saturación de ambos canales. El realce proviene algo más de las frecuencias medias que del resto.

Clean/Lead: Nos da la posibilidad de elegir entre el canal limpio o saturado desde el panel frontal. Como bien podéis intuir, el amplificador tiene la posibilidad de conectarle una pedalera de cambio de canal. En el caso de que no se conecte la pedalera, tendremos la opción de manipular los cambios de canales desde el frontal.

Master:Master es el volumen general del ampli, dándonos la opción de controlar el volumen de ambos canales. Sin embargo, debemos tener en cuenta que está directamente relacionado con todos los controles de volumen, desde el Input gain, hasta el lead volumen en el caso del canal saturado.

Al mismo tiempo, el Gig master de 30W posee unos cuantos controles extras que pueden ser muy atractivos:

Reverb: En el caso de 30w tendremos un control de reverb para seleccionar la cantidad de reverb que queremos, lo que nos recuerda que en el amplificador de 15w no tenemos tal efecto.

Gain Boost: Es un conmutador que al hacer presión sobre él, nos permite una gran cantidad de ganancia extra para ambos canales.

MVB (Master volume Boost): Se trata de un pequeño añadido al control de master, permitiendo la subida del volumen general del amplificador en ambos canales. Esto es perfecto para dividirnos los sonidos en rítmicos y solistas con un simple MVB.

Power Tube Fuse: Este led es una característica muy simpática en el caso del 30W, ya que nos indica si alguna válvula ha dejado de trabajar como debía, o simplemente si la acabamos de perder.

Pasemos a ver qué nos trae por la parte de atrás, es decir, vamos a observar qué conexiones podemos hacerle:

Entrada Footswitch: Es la entrada de conexión para un pedal de cambio de canal convencional. Eso es genial ya que podremos utilizar prácticamente cualquiera que tenga dos conmutadores, uno de ellos para controlar qué canal queremos y el otro para elegir activar o no el midboost.

En el caso del amplificador de 30w, es aún más específico, puesto que nos permite sacar tres salidas para conectar como queramos el pedal de footswitch. Tendremos así una salida para controlar el canal o activarlo, otra el mid boost o el MVB, y otra para controlar el loop de efectos o la reverb.

Loop de efectos: Tenemos para ambos casos el send y el return directo para poder enviarlo a cualquier efecto y así poder utilizarlo entre el previo y la etapa.

Balanced Line Out Frequency Compensated: Es la salida final del amplificador, es decir, se trata de la salida después de la etapa de potencia. Además, puedes enviarlo perfectamente a una mesa de mezclas o a la entrada para grabar en el estudio. En los modelos de cabezal y pantalla, la misma salida genera una carga suficiente sin necesidad de conectarlo a una pantalla. Y sin que acabe saliendo humo del amplificador después de 20 minutos de encendido.

Salidas speakers: En el caso del combo tendremos una salida de 8 ohmios, y dos de 16 para poder jugar y poder seleccionar la salida que más nos cuadre.

Power Soak Panel: Se trata de un control muy interesante, tanto es así, que gran parte de la importancia del amplificador se encuentra en dicho control. Con él podremos elegir cuánta potencia deseamos para trabajar con el ampli. Tenemos la opción de full power, que consiste en asignar toda la salida del amplificador, 5 vatios, donde la máquina únicamente genera esa cantidad de potencia y, 1 vatio, donde el bicho pasa a estar muy relajado, y la opción Speaker off donde el altavoz no emite ningún sonido. Sin embargo, no necesitas conectarlo a ninguna salida de ningún altavoz para conseguir reducir la potencia y que no se acabe quemando el transformado de salida del amplificador.

¿A qué suenan? ¿Cómo responden?
Vamos a terminar lo que ya hemos comenzado en el apartado anterior, donde hemos ido perfilando un poco el sonido de cada uno de los amplificadores que tenemos hoy. Como bien hemos comentado, el principal objetivo que tiene este tipo de ampli, es que con lo pequeño que es, debe intentar sonar lo más grande posible. En este caso, podemos decir que el sonido que podremos conseguir con él es realmente bueno y en ningún momento se puede decir que falta cualquier frecuencia, o si se empobrece en alguna posición determina. A nivel de potencia, la máquina puede desarrollar el suficiente volumen para poder tocar en cualquier concierto de cualquier sala cerrada. Una gran característica que observarás, es que aunque el bicho tenga dos canales, la sensación es que parece que está concebido en un solo canal, el cual pasa por un lado u otro en función de qué canal esté activado, pero el color del ampli siempre estará presente. Los potenciómetros funcionan a la perfección y el amplificador responde en función del control de cada uno de ellos. Existe un cuadrado muy importante a la hora de sacarle sonido al amplificador, y éstos son el input gain, el lead gain, lead volume y el Master. Con estos cuatro controles puedes sacar prácticamente cualquier sonido que te propongas. El control de Mid boost es una gran ayuda para realzar los solos, etc. Ya que nos permite salir por encima de la banda y que se te pueda apreciar. El último componente a tener en cuenta para conseguir más sonidos es el power soak, el cual, dependiendo del lugar donde coloques dicho parámetro, conseguirás calentar más las válvulas y por tanto, conseguirás un sonido mucho más caliente, ofreciendo una paleta de sonidos más o menos saturados.

Conclusión
Para cerrar la descripción tanto física como tímbrica de ambos amplificadores, podremos decir que son súper válidos si tienes que tocar y sonar al 100% sin necesidad de reventarte la espalda en el transporte. Su color en el timbre hace que suene muy operativo y, por supuesto, admite genial los pedales. Si estás pensando en tener un amplificador transportable y muy competente, debes probar cualquiera de estos dos familiares.

email  facebook rec  Twitter rec  Google rec  Printrest rec  Linkedin rec  RRSnews rec