Menu

Kawai ES-3, un gran piano para un pequeño espacio.

  • Publicado en Teclados y síntesis
  • Correo electrónico

Kawai ES series

Ya son muchos los hogares en los que por diferentes motivos el músico no dispone del espacio que requiere su afición o su trabajo tras su empeño de ensayar lo que necesita con su instrumento musical preferido. Otro problema añadido se produce con la sensación de "martirio" a la vecindad que tiene que soportar las continuas equivocaciones por su aprendizaje o porque las mismas partituras, por buenas que sean, escuchadas una y otra vez sin desearlo "acaba por poner los pelos de punta..."

En 1927 KAWAI aportó su primer "granito de arena" a los músicos que necesitaban teclados. Hoy es una enorme industria muy prestigiosa en todo el mundo y con una gran variedad de modelos y acabados.

Comenzaron creando pianos de madera del estilo más clásico porque aún no existía la electrónica para ellos, llegando a conseguir fabricar cada una de las piezas ó componentes y obteniendo finalmente no solo excelentes resultados por su sonido, sino también por su impecable acabado, en una buena competencia de precios que ha durado ya muchas décadas. Los han perfeccionado y siguen estando hoy entre los líderes en nuestros comercios españoles del ramo musical.

Aporte de soluciones del ES-3 a ese problema
Llegados a la era de la electrónica, KAWAI creó una nueva línea de trabajo, sin dejar de perfeccionar el resto de sus productos y, especialmente desde la década de los 70 en el siglo XX, sus desarrollos han sido bastante imitados, siempre vanguardistas y oportunos, diseñando una enorme cantidad de renovados modelos de pianos eléctricos, sintetizadores, módulos de sonidos y toda clase de artefactos electrónicos para generar música o tratar el sonido del modo más profesional y asequible al músico.

El ES-3, se acercaba en su lanzamiento a un determinado sector que debía cubrir sus necesidades con eficacia, precio y calidad. Y entiendo que el camino de ese "sector" puede ser el de aquel estudiante o profesional de la música que no dispone de excesivo sitio para tener en casa o estudio de trabajo uno de aquellos pianos de madera, pero que al tiempo requiere de un instrumento de 88 notas y que se parezca lo más posible a lo que resultaría tocar en uno de ésos, por varias características: el ancho de cada nota del teclado y contrapesadas al estilo de los "pianos de madera", con la misma sensación de presión, dureza y profundidad recorrida al pulsar cada tecla, sensación de fuerza acústica similar a la repuesta de cuando se presionen con distintas intensidades musculares y la acción de nuestras manos y dedos sobre ellas.

Debería también sonar lo suficientemente claro y parecido a como si lo estuviéramos haciendo sobre uno de esos modelos, sin la necesidad obligada de tenerlo que amplificar eléctricamente con otros medios. Que ocupe poco espacio, será esencial - dentro de un orden - si contiene 88 notas "profesionales"; mejor si además puede al menos seguirse el ritmo incorporándole un metrónomo y ya para "rematar el rizo...", que si es necesario sólo lo escuchemos nosotros a través de auriculares sin que se enteren a nuestro alrededor sin perder nuestras sensaciones anteriores, que además de un "piano normal" disponga de algún otro sonido agradable, y "ya puestos", que nos pueda servir como teclado maestro para introducir con él datos musicales a un programa instalado en nuestro ordenador o escuchar los sonidos introducidos en otro módulo de sonidos externos a él conectado a través de elementos MIDI. Y también que no tengamos que estar pendientes de avisar al afinador para mantenerle siempre a punto de tono...

¡Vale!... ; pues todo eso se consiguió con este modelo al que seguro algunos músicos le darán algún otro tipo de uso que aún no está aquí sugerido (disparar secuencias por MIDI, complementar el uso de sonidos que al tiempo se ejecuten desde otro teclado similar próximo o junto a este, etc).

Probando el ES-3
Sorprende como, habiendo escondido unos altavoces bajo la maquinaria de las teclas, al tocar sobre estas, se tiene una sensación de "viveza natural" que no suele suceder cuando se realiza en otros teclados electrónicos de la competencia incluso de bastante mayor tamaño. No obstante, le he enganchado por detrás a su salida de línea de audio un cable conectado a un equipo más grande para escuchar con más detenimiento cada uno de sus sonidos y lo cierto es que el piano "normal", que seguramente será el que más usemos, gana sólo un poco "de espacio" y las sensaciones al presionar sus teclas siguen siendo "parecidas" a cuando lo usábamos sin amplificar externamente. Esta conexión de audio quizá si nos sería más útil si deseáramos grabar su sonido periféricamente hacia algún otro medio externo.


Por supuesto, no me he conformado con seguir usándolo sólo en ese buen sonido de "piano clásico" sino que me he entretenido en pulsar los botones con que cambiar los diferentes timbres que reflejan otros sonidos posibles: como órgano, clavecín, piano eléctrico, etc., notándoles muy escogidos, si bien es verdad que para mí ciertamente no excesivamente abundantes, pero si cien por cien identificables, incluso en combinaciones de dos sonidos juntos como los de piano y cuerdas. También es cierto que para quién pretenda juguetear con muchos más sonidos a través de este teclado, siempre lo podrá conectar a un módulo específico externo de los que ahora abundan múltiples y baratos incluso los de primera mano. El ES-3 es LA BASE, lo "otro" ya se trata de "colorines del sonido".

Por supuesto que cuando no se desea usar, no es necesario que mantenga su posición horizontal como cuando estamos tocando con él. En posición vertical (apagado) ocupa un mínimo de espacio pudiéndose guardar, por ejemplo dentro de un armario, por lo cuál a la vista nadie se sentirá molesto con ello. ¿Cómo podríamos "esconder" un piano clásico de madera en cualquier habitación cuando no podamos usarle? ; teniendo en cuenta que este ES-3 nos va a servir en muchos casos para el mismo cometido de ensayos o para aprender nuestras partituras mas apreciadas, similar a lo nos proporcionaría uno de aquellos de madera... No sé si por suerte o por desgracia, se va imponiendo "lo práctico" y quizá hasta nos sea mas asequible. Y el ES-3 si consigue esta oportuna fórmula electrónica: precio / calidad / y eficacia..

Más datos del ES-3
Su polifonía es de 64 notas, bastante aceptable para la gran mayoría de los usos que le daremos, incluso sobrado para actuaciones en directo con él, pues aunque sólo tenemos diez dedos, aumentan sonando simultáneas cuando usamos un pedal que las vaya reteniendo (para lograr expresiones más grandiosas en nuestras interpretaciones) y sobre todo si utilizamos para introducir datos a otro secuenciador externo.

  • Con sus 21 timbres diferentes, creo que para los fines con que se ha diseñado este teclado va más que sobrado, cuando racionalmente el que más usaremos será el "piano acústico normal" (3 diferentes) y como mucho, con añadido de cuerda, algún piano eléctrico (4), sonidos de órgano, de clavecín; los hay también de cuerdas, bajos, coros, etc. Trae también otros efectos: reverberaciones (3), trémolo, "Chorus", "Rotary" (2), transposición, corrector de tono, controles de volumen, ecualización (3), resonancia, etc.
  • Posee dos pistas para grabaciones eventuales de hasta cuatro temas (que luego se pueden volcar hacia periféricos externos si se desean conservar, reutilizando posteriormente estas memorias).
  • Trae salida para dos pares de auriculares y salidas de audio en mono o en estereo a elegir
  • Incluye de serie un pedal (y otro opcional) con que dar un mayor énfasis a nuestras expresiones musicales.
    El amplificador interno con lo que hace sonar sus altavoces (2 de 8x12 cm.) es de 14 Vatios y por ello también se incluye de serie su correspondiente fuente de alimentación.
  • Sus instrucciones compresibles, llenas de dibujos y esquemas fáciles de entender y en todo caso mecánicamente este es uno de los aparatos de su género de los menos complicados, por lo que no tendremos dificultades en hacernos pronto con casi todos sus recursos de manejo y conexiones posibles.
  • Medidas. Su largo es de 136,2 cm. , alto de 13,8 cm. fondo de 32,1cm. y su peso de 19,5 kilos.
  • Su precio de salida (en 2013) fué de 1.600 IVA incluido, tanto en negro como plateado.
  • La foto de cabecera es el modelo ES100

Este es un teclado específicamente y aunque no lo parezca, "serio", para un músico teclista que de verdad quiera trabajar la música y aprender a interpretarla sin estar obligado para ello a disponer de un gran espacio y ni siquiera de un gran piano tradicional de madera, al que este suple PERFECTAMENTE para tal cometido. Sus herramientas y muchas de entretenimiento, van añadidas como SUPLEMENTO. Y para otras "chorradas", siempre podríamos añadirle módulos externos o secuenciaciones vía MIDI, incluso con conexión USB hacia ordenadores, para lo cuál también está preparado.

 

email  facebook rec  Twitter rec  Google rec  Printrest rec  Linkedin rec  RRSnews rec