Menu

Jackson JS30 RR, trallera y económica.

Introducción
Ya hemos hablado en otras ocasiones de las guitarras Jackson. Haciendo un repaso a sus orígenes, recordamos los méritos correspondientes a la compañía Grover Jackson tras su invención en 1980 de las superstrato, con el modelo "Soloist". Se basaba en un desarrollo ¿mejorado? De la Fender Stratocaster, pasando de 21 trastes a 24, nuevas pastillas humbucker y puente más elaborado.
Lo cierto es que la firma Jackson fue recopilando éxitos , ofertando diversas variantes en fabricación E.E.U.U., modelos desarrollados en Oriente por las filiales Jackson Pro, Charvel o Charvette y ha sido objeto de imitaciones posteriores por diversas compañías internacionales.

El diseño
Siguiendo en la evolución de las Jackson, llegamos, después de recorrer muchos desarrollos e investigaciones, a nuestro modelo de hoy: la Jackson JS30RR. Como puedes ver en las fotografías se trata de un diseño agresivo y afilado, que recuerda a las excentricidades de Gibson en su revolucionario (cuando se fabricó) modelo "Gibson Flying" (como la Gibson Flying V de 1958) compañera de la "Explorer" por su innovación en diseños agresivos.

En su día estas formas que sustituían las curvas por líneas rectas, fueron una revolución en la construcción de guitarras eléctricas e, incluso, fueron rechazadas por los músicos y distribuidores por su rareza. Posteriormente esta línea agresiva, tomó su fuerza llegando a ser especialmente cotizadas por diversos sectores, y se realizaron abundantes reediciones.

La Jackson JS30 RR de hoy presenta ciertas variaciones sobre esta idea inicial, pues sus puntas no son simétricas (una es más larga que la otra), es más afilada y algo más estilizada en su forma.

Supongo que este tipo de diseño se adapta especialmente bien a las configuraciones más cañeras, de look agresivo. La guitarra en general me ha sorprendido gratamente (considerando su precio) por los detalles que os iré describiendo, si bien esta forma en el cuerpo (independientemente de la imagen que pueda ir o no con cada cual) me resulta algo incómoda, pues, por ejemplo, se hace difícil tocar sentado (en un ensayo o grabación) ya que la guitarra, al ser recta, resbala por las piernas.

Puente, mástil y pala
Me ha llamado la atención el mástil, es algo más ancho que en la mayoría de los modelos convencionales. Es recto, plano, y pese a que inicialmente se nota un poco grande en la mano, según vas tocando se detecta facilidad de interpretación. Al hilo de esto, comentar que me ha gustado mucho el tacto, la guitarra se presta a "la velocidad" pues las cuerdas están bastante pegadas (sin cerdeos), la visión del diapasón es muy clara y , gracias también al calibre de cuerdas instalado, el tacto es suave y blando. Este resumen de características hace que se favorezca la digitación y se pueda tocar deprisa, incluyendo forzamientos y técnicas que requieren buena sensibilidad o agilidad de ejecución.

La pala, es la afilada y característica de las Jackson, en forma triangular y hacia abajo. Las cuerdas comienzan su andadura en un puente fijo, sencillo, para llegar a su clavijero bastante fiel en afinación.

Terminando los comentarios sobre la construcción , resaltar que además de ser cómoda de tocar (por la buena disposición de las cuerdas sobre el mástil), la octavación es adecuada y se consiguen armónicos con facilidad a lo largo de todo el diapasón.

La electrónica
Se trata de una guitarra sencilla, en cuanto a circuitería, lo cual en muchos casos se presenta como una ventaja. Quizá por la costumbre, me siento acostumbrado a los habituales controles de volumen, tono y selector de pastillas. Cuando una guitarra presenta "trescientas" posiciones, te vuelve un poco loco, además de que generalmente solo algunos de los sonidos son los que utilizarás al final. Por no dispersarme, me centro en los elementos de la Jackson: control de volumen, tono y selector de pastillas de tres posiciones: puente, puente/mástil y mástil. Para mí, una combinación suficiente.
Las pastillas son dos Humbucker. Como ya hemos comentado en otras ocasiones, las humbuckers, hablando de modo genérico, están caracterizadas porque contienen dos bobinados. Cada bobina contiene su propio juego de piezas polares en contacto con un único imán central. Las humbucker podrían (en algunos casos) considerarse como dos pastillas independientes, y el hecho de que estén conectadas en serie y fuera de fase, se traduce en una reducción de ruidos y zumbidos. Por norma general las humbucker tienen un tono más cálido y apagado que las sencillas.

El sonido
Bueno para 329 € (precio venta a público recomendado). La diferencia entre las combinaciones de pastillas es notable, recorriendo todo el abanico que necesitas. Agudos suficientes, tonos medios y opacidad del grave en la pastilla más oscura. El sonido me ha gustado, punzante para temas bluseros con ataque, nítido, definido y con muy buena caña para la "guerra".

Conclusiones
Comenzando la conclusión considerando su precio, finalizo diciendo que es una buena opción de compra en cuanto a sonido, afinación, versatilidad y construcción. "A ojo de buen cubero" y sin saber el precio, yo habría calculado un valor algo superior. La parte más difícil del instrumento es su look, que encajará de maravilla con algunos, y nada con otros. Desde luego si tienes idea de moverte en un precio de 300 E (más o menos), te va la "tralla" y el look te encaja, esta es sin duda una buena apuesta.

email  facebook rec  Twitter rec  Google rec  Printrest rec  Linkedin rec  RRSnews rec