Menu

LD VA4: Barato y compacto

25/06/2012

¡Suma y sigue! En nuestro número de marzo os ofrecimos un especial de line array, en el que os presentamos los equipos más actuales y más punteros de diversas marcas, que actualmente pisan fuerte en el mercado del audio profesional. Posteriormente, fuimos analizando en profundidad cada uno de los que allí aparecían…De tal modo, que a continuación le toca el turno al LD VA4 de Adam Hall, un line array que se adapta a cualquier tipo de situación, ofreciendo la mejor cobertura de sonido en toda clase de eventos. Y lo mejor de todo: ¡Es compacto y asequible! ¿Se puede pedir más? Continúa leyendo para averiguarlo.



Line Array VUE: Compacto y económico, de la serie Premium Line de LD-Systems, con subwoofer V 215B

La serie Premium de Adam Hall consiste en cuatro cajas multifunción de 8″, 10″, 12″ y 15″, tres subwoofers de 1?15″, 2?15″ y 2?18″, así como dos sistemas Line Array. El sistema de mayor tamaño es de 2?8″ y el de menor tamaño es de 2?4″. En este informe analizamos este último modelo, denominado VA4, junto con el subwoofer V 215B de 2?15″. Con una anchura de 480 mm y una altura de 139 mm, el sistema VA4 pertenece a la categoría de Line Arrays compactos, que normalmente se utilizan en pequeñas actuaciones en clubes o como monitoraje (fill) para aplicaciones de mayor tamaño.



También se puede utilizar como monitoraje lateral o (side fill) o monitoraje para baterías (drum fill) cuando se necesita una gran cobertura y una orientación precisa. Los sistemas desarrollados en Alemania, se fabrican en el Lejano Oriente y están en su mayoría equipados con chasis de fabricación propia. Como accesorios de montaje disponen de un sistema de volado con una abrazadera en U, así como un kit de apilamiento en el suelo. La abrazadera en U permite montar un array con un máximo de cuatro VA4 y se adapta a cualquier soporte estándar de altavoz.



La estructura de volado de 3,8 kg es muy ligera, lleva la certificación BGV-C1 y soporta hasta 16 unidades VA4. Particularmente para los pequeños Line Arrays, se tiene la posibilidad de apilar las cajas en el suelo directamente sobre el subwoofer mediante un sistema de montaje integrado en el subwoofer V 215B para un máximo de seis VA4, que pueden montarse en vertical o en posición inclinada. Asimismo, en el subwoofer de 480 mm de ancho se necesitan solo tres soportes de montaje.



Junto con el subwoofer de 1,06 m de altura puede colocarse un array VA4 en pequeños escenarios, de manera que el array se encuentre a una altura adecuada por encima del público. Entre otros accesorios para aplicaciones móviles, el sistema VA4 dispone de una flightcase de transporte en la que caben hasta seis cajas.



VA4

Veamos en más detalle el sistema VA4. La caja de sólo 9,6 kg está fabricada en contrachapado de 15 mm y recubierta por una resistente laca protectora. La parte frontal está protegida por una sólida rejilla, revestida con una fina capa de espuma. El mecanismo de volado está integrado en el bafle, por lo que solo se necesitan dos pines de bloqueo para la parte delantera y uno para la parte trasera. En la parte trasera se puede ajustar el ángulo entre los altavoces. Se puede elegir 0, 2, 4 o 6 grados. El ángulo máximo de seis grados es muy poco para un sistema tan pequeño, sobre todo cuando según la tecnología WST (Wavefront Sculpture Technology) el ángulo podría ser de hasta 20°. Lo más interesante está es en el interior del VA4, donde hay tres avanzados motores de compresión. Dos subwoofers de 4″ con cono de Kevlar e imán de neodimio y un motor de agudos de 1″, también con imán de neodimio, funcionan con una guía de ondas pequeña. El control es activo, es decir, no tiene un filtro pasivo interno.



Justo antes del tweeter se encuentra un condensador de protección, el cual evita que se estropee el tweeter si la caja se conecta accidentalmente de forma incorrecta. El control activo puede parecer inusual en un altavoz tan pequeño, pero ofrece muchas ventajas sin tener un mayor coste. Dado que los Line Array los utilizan generalmente en grandes cantidades, en el cálculo del coste se incluirá necesariamente un canal de amplificación con cuatro o incluso ocho crossovers pasivos. Independientemente del coste, el modo activo ofrece muchas otras ventajas: el tweeter y el subwoofer pueden sincronizarse con exactitud, las vías individuales pueden filtrarse con precisión y, un aspecto muy importante, el limitador puede separar con exactitud ambas vías según la caja acústica, cuando en los sistemas pasivos siempre presentan algún tipo de inconveniente.



Al realizar las mediciones del VA4, se midieron por separado las dos vías de una caja. En la Figura 1 se muestran la respuesta de frecuencia y la sensibilidad correspondientes a una potencia de entrada de 1 W y una impedancia nominal de 16 ohmios a 1 metro de distancia. Los dos subwoofers de 4″ alcanzan alrededor de 84 dB a 100 Hz y luego aumentan progresivamente hasta alcanzar un valor máximo de 92 dB a 1,6 kHz. Los valores parecen bajos a primera vista, sin embargo, hay que recordar que se trata de un chasis de 4″ relativamente pequeño. Por otra parte, la curva de impedancia muestra un valor muy bueno de 16 ohmios, cuando su impedancia mínima es de 16 ohmios. La frecuencia de resonancia del recinto bass reflex es de 78 Hz, por lo que el VA4 puede utilizarse hasta los 70 Hz sin riesgo de alcanzar un movimiento excesivo del diafragma, lo cual es adecuado para trabajar en Full Range. El tweeter es un motor de compresión muy sonoro y ofrece una curva de respuesta en frecuencia de 100 dB, pudiendo llegar incluso a 1 kHz. Sin embargo, la resonancia del motor de compresión con 1,5 kHz es bastante más alta, y el corte del subwoofer solo debería hacerse a 2 kHz.



Subwoofer V 215B y amplificador

En comparación con el VA4, el subwoofer V 215B es un altavoz mucho más grande y más pesado, aunque con 2?15″ pesa cerca de 80 kg. Los dos chasis funcionan como un sistema de radiación directa en una caja bass reflex de grandes proporciones, con dimensiones exteriores de 1.060 x 475 x 620 mm. Los motores de compresión utilizados contienen bobinas de 4″ e imanes de ferrita que, aunque son considerablemente más pesados que el neodimio, en los subwoofers de gran potencia muestran un mejor comportamiento con la temperatura, ya que la capacidad calorífica del imán es mucho mayor. Externamente, el chasis es de madera contrachapada de 18 mm y de diseño tan sólido como el VA4. Entre sus características especiales se incluyen: una resistente laca protectora, asas laterales embutidas, una sólida rejilla frontal y capa de espuma, ruedas opcionales en la parte trasera y muescas integradas para insertar los pies de las cajas durante el apilado. La conexión eléctrica se realiza como en el VA4 mediante conectores NL4 con conexión LINK. Con el VA4 se recomienda utilizar un V 215B por cada cuatro VA4. Si se tienen en cuenta los resultados de las mediciones abajo indicadas del V 215B solo, sin controlador, es evidente que estamos tratando aquí con un auténtico peso pesado desde el punto de vista acústico.



El V 215B tiene unas buenas prestaciones a partir de los 30 Hz, y a los 40 Hz alcanza una sensibilidad de 95 dB, que luego se eleva de manera uniforme hasta casi 100 dB a 200 Hz. El recinto bass reflex está ajustado a 34 Hz, con túneles de grandes dimensiones que permiten un nivel alto con una menor compresión de puerto. LD-Premium ofrece una gama completa de racks para amplificadores y controladores. En una configuración estéreo, los cuatro VA4 a cada lado se conectan a un amplificador SP4K para la vía de bajos y un SP1K8 para la vía de altos. Para el subwoofer V 215B puede que se necesite otro ampli SP4K. Si utiliza a cada lado dos subwoofers en paralelo, presentando 2 ohmios, se recomienda utilizar un ampli SP6K de 2?3 kW y 2 ohmios. Como controlador también se puede utilizar el DPA-260 (de la misma marca) de dos entradas y seis salidas.



Mediciones

En la Figura 5 se muestra la respuesta en frecuencia de los controladores, tanto para el VA4 en modo Full Range como para el subwoofer V 215B. El corte del VA4 se produce en torno a 1,9 kHz y los subwoofers tienen un límite inferior en torno a 70 Hz, lo que a primera vista, para un chasis de 4″ es un valor peligrosamente bajo, aunque en el test de sonido ha demostrado ser factible en la práctica. Con el subwoofer, el corte se produce a 120 Hz, con lo que alivia notablemente la carga del VA4. Si quiere saber cómo funciona el conjunto, consulte en la Figura 6 el comportamiento del VA4. Si desea utilizar un solo VA4, por ejemplo, como front fill para cubrir la parte delantera del escenario, utilice la función de controlador “single box linear”, como se muestra en la Figura 5. Si combina varios VA4 en un array, necesitará dos filtros adicionales para la ecualización del array. La curva azul celeste muestra la respuesta de un array de cuatro cajas con un ángulo de curvatura de 3?0°.



Las tres curvas de color naranja muestran la respuesta con un ángulo variable de 3?2°, 3?4° y 3?6°. Por consiguiente, todo el sistema funciona como una sola caja y también como un array con algunos ecualizadores para el control, que se pueden adaptar, si es necesario, a casi cualquier controlador. Para utilizar el modo Full Range del VA4, la frecuencia de corte inferior será de 74 Hz y para el subwoofer de 35 Hz. La respuesta de fase y las curvas de retardo de grupo de las dos variantes se muestran en las Figuras 7 y 8. Dado que el subwoofer utiliza otro un filtro electrónico paso alto de segundo orden, el aumento del retardo de grupo hasta un máximo de 28 ms representa una respuesta precisa de los bajos. El espectrograma del VA4 muestra dos resonancias ligeramente mayores en 500 Hz y 1,2 kHz, que también se pueden observar en la respuesta en frecuencia y probablemente en las resonancias de la caja. La medición del nivel máximo se realizó con un array de 4 cajas con y sin subwoofer, lo que corresponde a una configuración estándar pequeña. Si nos fijamos en primer lugar en el VA4, consigue en su rango operativo para los subwoofers los 120 dB, aumentando a 130 dB a 2 kHz .



En cuanto a la curva de sensibilidad y del amplificador de potencia de 2?1,4 kW para los subwoofers y 2?600 W para los altavoces de agudos, los subwoofers están restringidos principalmente por el limitador del controlador. Otro indicio es el solapamiento de las curvas de SPL máximo para un THD de 3% y de 10% en toda la banda de frecuencias. Sólo por encima de 1 kHz, las curvas se separan claramente con una diferencia de 10 dB. Elsubwoofer muestra claramente un SPL máximo de 130 dB, que mantiene incluso en los bajos más altos. Por lo tanto, bajo determinadas circunstancias, un V 215B es suficiente, incluso para un array de 8 unidades VA4.



Directividad

En un diseño del VA4 con dos subwoofers de 4″ adyacentes y una frecuencia de corte de 2 kHz, es fácil prever que el patrón de 120° en la horizontal no será uniforme. Como se aprecia en la Figura 11, a partir de 800 Hz se produce un estrechamiento de las isobaras que se prolonga hasta los 2 kHz y 50°, aproximadamente. A continuación, se activa el tweeter y las isobaras se vuelven a abrir. Pero el ángulo de apertura no se mantiene constante. Las isobaras de -6 dB se estrechan desde los 160° hasta los 80°.



En la vertical, los elementos del Line Array muestran el habitual estrechamiento continuo desde las bajas frecuencias hasta las altas frecuencias. Aproximadamente a 12,5 kHz empieza la anteriormente mencionada progresión continua de las isobaras para luego romperse, lo que se manifiesta en las mediciones de un array de 4 unidades con ángulos de 0, 2, 4 y 6 grados entre las cajas. A un ángulo de 6° se aprecian los primeros problemas de acoplamiento de los tweeters entre sí.



Test de sonido

Para el test de sonido se construyeron en una cámara anecoica dos sistemas de tres VA4 y un subwoofer con su correspondiente rack de amplificador. Se escucharon las variantes con y sin subwoofer. La variante con el modo VA4 Full Range resultó tan convincente en el rango de bajos, que hasta el Product Manager de Adam Hall presente en la prueba se quedó sorprendido y se acercó a los altavoces para escuchar los subwoofers. El filtro paso alto de 70 Hz parecía estar seleccionado de manera óptima, haciendo posible un agradable sonido en la reproducción Full Range, aunque el limitador tenga que intervenir en algún momento.



Obviamente, a niveles superiores, el VA4 alcanza su límite natural. En combinación con el subwoofer, el VA4 funciona mucho más sobrado y también encuentra un soporte adecuado en los bajos más profundos. Por lo tanto, se puede pensar en diversas aplicaciones, como la sonorización de un club para actuaciones de DJ, o también un sistema de sonido para las cuatro esquinas de una pista de baile, ya que la reproducción en todas las zonas, incluso en distancias cortas, es muy agradable y de sensación Hi-Fi. En una clásica banda de guitarristas en un escenario con niveles muy fuertes en las frecuencias medias y bajas, se recomienda una configuración del array algo mayor, con ocho o más unidades.



Conclusión

Gracias al VA4, LD-Premium ofrece un Line Array muy compacto, que se puede configurar y equipar con un 2?4″ y un tweeter de 1″. Los arrays más pequeños de tres o cuatro unidades son perfectos para utilizar en modo Full Range y se puede mejorar la sonorización mediante el aubwoofer V 215B. Musicalmente, el sistema ofrece unas prestaciones excelentes, incluso a niveles altos y distancias cortas. Según las mediciones, hay ceder ante algún compromiso, especialmente en términos de directividad. Las isobaras horizontales muestran saltos inevitables en la transición en los tweeters de los dos 4″ , algo que se aprecia en la práctica, aunque no es tan notable como sugiere la medición.



El rack para controladores y amplificadores, así como los altavoces dan una buena impresión. Buen trabajo también en cuanto a los accesorios. La estructura de volado ligera, la abrazadera en U, el kit de apilado en el suelo, todo da una impresión sofisticada además de agradable y fácil de usar. En resumen, el VA4 es un Line Array pequeño, compacto y de alta calidad con algunos compromisos aceptables y muchos puntos positivos, especialmente su excelente construcción y las buenas características tonales. Además, otro punto positivo interesante es su precio más que asequible.



Precios recomendados

Elemento Line Array VA4 790,00 €

Subwoofer V 215B 2 x 15″ 1.099,00 €

Estructura de volado 178,00 €

Flightcase para 6 x VA4 758,00 €

Abrazadera en U 4 x VA4 358,00 €

Amplificador SP1K8 1.195,00 €

Amplificador SP4K 1.595,00 €

Amplificador SP6K 1.950,00 €

Controlador DPA260 895,00 €

email  facebook rec  Twitter rec  Google rec  Printrest rec  Linkedin rec  RRSnews rec