Menu

Eleven Rack, potente herramienta de estudio y directo para el guitarrista

24/05/2010

Hace tiempo que la mayoría de los guitarristas dejamos de ser torpes frente al ordenador. En realidad, no sólo los músicos nos enfrentamos al reto de la informática. Más bien cualquier persona, sea del gremio que sea. O estás dentro o te quedas en la Prehistoria.



El producto que tengo entre manos es una poderosa herramienta para manejarte con soltura ante cualquier necesidad. No esperaba menos. Digidesign suele convencerme por su mimo en los detalles y la buena calidad del material.



¿Qué es el Eleven?

En primer lugar, podría decirse que se trata de una interfaz para trasmitir señales de audio y MIDI a tu ordenador. Un hardware especialmente pensado para trabajar con la guitarra, aunque permite la grabación y manipulado de cualquier tipo de señal: voces, muestras Midi, etc.



El segundo apartado y, desde mi punto de vista, el más poderoso, es su enfoque como unidad multi-efecto de guitarra. Dentro de este bloque, podrás trabajar en estudio o en directo. El procesador viene preparado para ser conectado a un amplificador, de tal modo que podamos procesar señales de guitarra al estilo convencional. Pero también viene provisto de salidas con simulación de recinto, es decir, un conjunto de utilidades de estudio para la guitarra que permite grabar cualquier tipo de ambiente y efecto.



Este último bloque descrito no sería especialmente nuevo si no añadiéramos una connotación importante: la gran calidad en los resultados finales en el procesamiento de nuestra guitarra.



En cualquier caso, la descripción completa del Eleven Rack podría ser: interfaz + procesador multi-efecto.



Conozcamos un poco mejor sus posibilidades

Empecemos desvelando, de modo rápido, su panel frontal y trasero para hacernos una idea.



El panel trasero aporta rápidas pistas sobre sus posibilidades. Veamos lo que ofrece:



a) Envío y retorno estéreo de efectos.

b) Salidas en formato XLR y TRS ? para dirigir la señal al mezclador.

c) Salida TRS ? (jack) para enviar la guitarra al ampli.

d) Entrada y salida MIDI.

e) Entrada para pedal de expresión.

f) Salidas y entradas digitales. AES/EBU, S/PDIF

g) Conexión USB para sincronizar la unidad con el ordenador.



Contenido del paquete

La unidad viene muy bien acompañada: Digidesign nos adjunta todo el material que necesitaremos para trabajar de forma inmediata y sacarle el máximo partido al nuevo invitado de nuestro rack. ¿No os lo he contado? Pues sí, su formato es rack 19” : ocupa el espacio de dos unidades.



El material incluido es el siguiente:



a) Eleven Rack y los accesorios básicos para su conexión.

b) Guía rápida de instalación (también en castellano), manuales, etc.

c) Software: Pro Tools 8.0, librerías sample para los instrumentos virtuales incluidos y loops. Acompaña al procesador un tercer DVD con vídeos explicativos.

d) Licencias y demás.



Panel frontal

Me gusta el toque agresivo en el diseño del procesador. Digidesign se ha caracterizado siempre por su sobriedad, algo que, a mi juicio, tiene una explicación: al trabajar inicial y básicamente con profesionales, sus productos siempre han sido claros, sencillos y sin distracciones ni florituras innecesarias. Últimamente, y desde su interés en el mercado doméstico, sus acabados cuidan más la armonía visual. Pero siempre con la elegancia que caracteriza todo el material que fabrican. Por otra parte, y al tratarse de un elemento concebido fundamentalmente para el guitarrista, ese toque naranja cañero en su frontal le da el punto oportuno a nuestro rack. Me gusta.



Creo que no huelga describir algunas cosas que pesan o deberían pesar a la hora de elegir un producto u otro. Detalles que a veces pasan desapercibidos en primera instancia y que suelen pasar factura con el tiempo. Desde luego, no meteremos la pata en este aspecto con el monstruito naranja (Eleven). Sus controles, tanto potenciómetros como pulsadores, entradas, salidas etc. son robustos, sólidos y garantizan un perfecto funcionamiento con el paso del tiempo. No se ha escatimado en la calidad de sus acabados. No solamente parece profesional: lo es.



La pantalla que nos informa de los presets y parámetros de edición es lo suficientemente amplia como para manejarnos sin forzar la vista. Por otro lado, su color chillón (también naranja) nos facilita una visualización óptima también en directo o bajo condiciones de escasa iluminación.



En resumen, el panel frontal nos ofrece todo lo que necesitamos para la selección, control y edición de todos los parámetros del procesador. En cuanto a conectividad, por la parte delantera encontramos la salida de cascos, entrada para micro en XLR (con posibilidad de activar la alimentación fantasma para micros de condensador), entrada TRS ? -jack- para la guitarra, interruptor PAD y salida directa (también en TRS 1/4) para el ampli. Como puedes suponer se suman los controles de ganancia volumen, tempo, scroll de pantalla etc. (puedes mirar la fotografía para más detalles).



Los efectos y las simulaciones

No voy a entrar a describir paso a paso, efecto por efecto. Me imagino que ya te haces una idea. Básicamente porque lo tiene todo: chorus, flanger, phaser, reverb, delay, rotary, trémolo, overdrive, saturaciones y distorsiones (de todos los tipos), simulaciones nutridas y un larguísimo etcétera.



En estudio

Me interesa más, y creo que te aporta información más interesante, enfatizar la calidad de sus registros. A lo largo de mi trayectoria he probado muchas unidades de simulación. Es un terreno bastante delicado. Especialmente si el guitarrista que se enfrenta al aparato quiere obtener acabados absolutamente realistas y profesionales. Aunque conozco otros productos de este tipo con calidad más que interesante, os manifiesto mi asombro con el Eleven. Sus sonidos y posibilidades son, sin duda, magníficos.



En directo

Esto es lo que puedo contar a nivel estudio/grabación. En cuanto a sus prestaciones en directo o trabajo sobre un ampli de guitarra, os comento. Pienso que el campo de los efectos para trabajar con ampli está mucho más avanzado que las simulaciones en estudio. Por tanto, creo que sus aportaciones no son tan revolucionarias en este aspecto como en el anterior. En cualquier caso, el hecho de que podamos utilizar la unidad tanto en estudio como en directo, o en directo por línea, incluso en estudio con ampli, convierte al Eleven en un todoterreno realmente versátil y multiuso.



Otros detalles

No debemos olvidar que no se trata de un procesador de guitarra sin más. También es una interfaz que puede ser usada con Pro Tools 8 (L.E. versión incluida). Esto quiere decir (aclaro para los menos duchos en la materia) que el artefacto te provee de un sistema de grabación completo en tu ordenador + la unidad de efectos en estudio y directo.



Afinador

Hay más detalles además de los mencionados (como la alimentación fantasma). Por ejemplo, habría que mencionar que dispone de un afinador digital bastante fiable. Considerando la clara visibilidad ya mencionada de su led/pantalla, obtenemos una herramienta del todo cómoda y útil.



Edición

Otro de las características que hacen de este “aparatejo” un gran “bicho” es su flexibilidad en la edición de los presets. Y no sólo la versatilidad, también la comodidad a la hora de hacerlo. ¿Por qué? Porque al estar conectado a tu PC o Mac puedes colorear, retocar, salvar, editar, etc. tus sonidos a golpe de ratón. Incluso puedes manejar cada uno de tus pedales en estupendas recreaciones virtuales en tu pantalla de ordenador.



Conclusiones

Francamente, y aunque ya lo he comentado, es un producto que me ha sorprendido muy gratamente. Aunque me consta, por experiencias anteriores, que Avid, Digidesign son marcas de confianza, el apartado simulación de guitarra es muy delicado. Al menos para mí, y siempre hablando de productos serios.



Podría resumir diciendo que se trata, bajo mi punto de vista, de una interfaz básica pero completa y, al mismo tiempo, un gran procesador de guitarra. Personalmente, me pensaría seriamente en comprarme la misma, aunque sólo la utilizara como multi-efectos y simulador en estudio. Aún contando con interfaces más potentes, sus prestaciones de procesamiento son dignas de considerar. Para acabar, si eres guitarrista y buscas un primer contacto con el tema de grabaciones en el ordenador, sin pestañear te diré que, visto lo visto, ésta es una de las mejores opciones que el mercado ofrece en la actualidad.

email  facebook rec  Twitter rec  Google rec  Printrest rec  Linkedin rec  RRSnews rec