Menu

La veterana Serie Beta

29/06/2009

La serie Beta de Shure, cuyo primer modelo (BETA 58) tiene ya una veteranía de 20 años, ha ido evolucionando y ampliándose en modelos. En la actualidad cuenta con diez, cada uno de los cuales está específicamente estudiado para ofrecer el mejor resultado en su aplicación, cumpliendo siempre con los más altos niveles de exigencia.



De la serie, las incorporaciones más recientes son los modelos BETA 53 y BETA 54. Estos modelos vocales, con soporte de tipo craneal, incluyen cápsula de condensador, omnidireccional, en el caso del BETA 53, y supercardioide, en el caso del BETA 54.



“A pesar de su todavía corta vida, ambos modelos se han convertido en un estándar en lo que se refiere a micrófonos con soporte de cabeza, gracias a su diseño ergonómico. Su uso es muy cómodo, aún teniendo que ser utilizados durante muchas horas”, aseguran desde Earpro, su distribuidor en España.



Cuentan con una versión inalámbrica (WBH 53 y WBH 54), que permite la conexión a cualquiera de los trasmisores tipo petaca de las series inalámbricas de Shure.



Otro modelo estándar en lo que atañe a la sonorización de instrumentos (especialmente de viento y percusión) es el modelo BETA 98. Está disponible en dos acabados. El BETA 98H cuenta con una cápsula muy resistente de condensador miniatura, incorporada en un flexo finalizado en pinza, que garantiza un cómodo uso. Por su parte, el BETA 98 A dispone de diferentes accesorios que permiten adaptar el micro a la perfección, ya sea en instrumentos de viento o de percusión.



Al igual que los modelos con soporte craneal, el modelo BETA 98 está también disponible en versión inalámbrica (WH98HC), para su conexión a transmisor tipo petaca.



El BETA 91A, basado físicamente en el reconocido SM91, es un micrófono de condensador cardioide, de perfil bajo de superficie. Está especificado para la sonorización de ambiente (tipo suelo) o la profundidad de un bombo.



En lo referente a sonorización de bombos, el modelo BETA 52A fue el primer micrófono dinámico supercadiode de Shure, especifico para este tipo de sonorización. Con una capacidad máxima de 174 dB, posee además una construcción robusta y resistente.



Como complemento al BETA 52A y para aplicaciones también de percusión, SHURE creó el micrófono BETA 56A. Específico para Tom´s, dispone de una cápsula dinámica supercardioide, con un nivel de presión alto antes de llegar a la retroalimentación y un patrón polar muy lineal.



Por su parte, el modelo BETA 87, utilizado en escenarios de todo el mundo, está disponible en dos versiones (BETA 87 A supercardioide y BETA 87 C cardioide). Se trata de micrófonos con cápsula de condensador, pensados para uso en directo, pero con referencia a estudio.



Finalmente, los modelos más veteranos de la serie, BETA 58A y BETA 57A, se basan en las aplicaciones y estética de sus estándares en su serie SM. Incorporan cápsula dinámica supercardiode, manteniendo a la perfección su patrón polar. “Una de sus características principales es la brillantez en el sonido, que les convierte en uno de los mejores micrófonos del mundo con cápsula dinámica. En el caso del BETA 58 A, son perfectos aplicación vocal. En el del BETA 57, Shure ofrece una versatilidad absoluta, ya que puede ser utilizado para instrumentos o para aplicaciones vocales”, concluyen.

email  facebook rec  Twitter rec  Google rec  Printrest rec  Linkedin rec  RRSnews rec